jueves, 27 de junio de 2013

En la mitad de la legislatura en las Cortes Valencianas

ARTÍCULO PUBLICADO EN VLCCIUDAD

La situación del Partido Popular en la Comunidad Valenciana es dramática. Tenemos un presidente autonómico que no ha sido elegido por los ciudadanos, pese a lo cual y a que después de la última reforma estatutaria el Presidente tiene la posibilidad de disolver las Cortes y convocar nuevas elecciones, Alberto Fabra no se ha atrevido a utilizar esa potestad, posiblemente ese sea uno de los motivos por los que ni en su propio partido se toman enserio sus decisiones. Lo de Rafa Blasco es un ejemplo, la desgana y falta de motivación que han tenido los distintos dirigentes del Partido Popular en la decisión del Presidente y su Secretario General. No hace mucho leí que los mismos miembros del Gobierno Valenciano se encuentran perdidos por la falta de liderazgo y proyecto político de nuestro Muy Honorable y sus Consellers.

Con esta situación del Gobierno Valenciano y su partido, sus señorías prácticamente ya están de vacaciones, y se van dejando en el tintero muchos temas políticamente transcendentales para nuestra comunidad, la reforma de la Ley Electoral Valenciana (LEV) es uno de ellos.

La tan cacareada Comisión Especial para la Reforma de la LEV de 2010, quedó en nada, muerta, apagada… no existe. Para ejemplo un botón, los miembros de la Coalició Compromís, cuando iban a cara descubierta como el Bloc Nacionalista Valencià (en la actualidad 3 de los 6 diputados de la coalición pertenecen a esta organización) llegaron a llevar al Tribunal Supremo el 5% de barrera electoral que exige de la LEV. Ahora el Bloc teniendo diputados en las Cortes deja morir sus mismas batallas seguros de que el 5% actual les beneficia a corto plazo y se convierte en una piedra en el camino de nuevas opciones políticas emergentes en nuestra región, como UPyD.

En la misma tónica tenemos la última propuesta de Ximo Puig, Reacción Democrática, llena de vaguedades surge más como respuesta a ciertos movimientos regeneradores de dentro del PSPV-PSOE, que como una apuesta verdadera por el cambio, la transparencia y la democratización de nuestras instituciones.

Con el panorama como lo tenemos tristemente tendremos que esperar sentados a que entre aire fresco en las Cortes Valencianas. Aunque la realidad es que no es necesario llegar con diputados allí para hacer cosas, ejemplos como la abandonada lucha del Bloc por el cambio de LEV, o la última propuesta de Iniciativa Legislativa Popular de UPyD en el Parlamento Andaluz, son los que nos dan esperanzas de que a veces hay políticos que sin escaños hacen eso, política.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por participar en mi blog, vuestro blog. Para que el comentario sea publicado es necesario que cumpla unas normas sencillas, el no hacer alusiones personales y ceñirse al tema de debate.
Un saludo.